5 consejos para preparar las oposiciones a la Carrera Diplomática

Es una leyenda urbana muy extendida la que afirma que las oposiciones a cuerpos superiores asustan por la dureza de sus temarios. Pero, no exenta de cierta base de realidad. En el caso de los que quieren formar parte de la Diplomacia, hay que añadir el dominio de idiomas. Un cóctel que hace más que necesarios estos 5 consejos para preparar las oposiciones a la Carrera Diplomática. ¡Es posible, no lo dudes!

Preparar las oposiciones de Diplomacia

Este es el cuerpo estatal especializado en Relaciones Internacionales, dependiente del Ministerio de Exteriores. Con una plantilla que ronda el millar, la mayor parte gozan de destinos en el extranjero, aunque hay un número importante que forman parte de los servicios centrales ubicados en Madrid. Un grupo más pequeño se reparte en distintos ministerios y organismos públicos (Casa Real, Congreso de los Diputados) y una especie de grupo de élite trabaja en organismos internacionales.


Si quieres estudiar para ser diplomático, debes saber que todo este variado conglomerado de puestos de empleo se selecciona mediante el sistema de oposiciones. Los que las superan, deben pasar por un periodo de prácticas, tras el que ya sí se convierten a todos los efectos en funcionarios del Cuerpo de Diplomáticos. No te vamos a engañar, son unas oposiciones duras, compuestas de 4 ejercicios (test de conocimientos generales, prueba oral y escrita de inglés y otro idioma, desarrollo por escrito más exposición de un tema y, finalmente, exposición oral de 4 temas de los que componen el temario de la convocatoria.

Tips para estudiar las oposiciones al Cuerpo Diplomático

Visto lo visto, están más que justificadas estas recomendaciones para superar con éxito unas oposiciones del cuerpo de Diplomacia. Eso sí, sin olvidar que la clave no es otra que trabajo y estudio, no hay fórmulas mágicas:

1. Concienciación de lo que tienes por delante

Este tipo de oposiciones no se preparan de un día para otro, quienes las han superado hablan de más de dos años y una media de 4. No te lo decimos para que te venga abajo, sino para que te mentalices tú y los tuyos de que se viene encima una larga temporadita de esfuerzo. Cuantas más gente reme a tu favor, más fácil lo tendrás.

2. Es un esfuerzo personal

Existe consenso entre los expertos sobre la conveniencia de apoyarte en tu preparación en un tutor o en una academia de oposiciones. Sobre todo, para preparar la prueba de idiomas y la exposición del tema. Tienes que verlo como tu “salvavidas”, un facilitador. Sin embargo, ten claro que el 90% del esfuerzo que va a marcar la línea entre el éxito y el fracaso es exclusivamente cosa tuya.

3. Actitud positiva

Vas a empezar con todo el ánimo del mundo, que irá decayendo según sufras mini fracasos. Esto es una carrera de fondo y tienes que aprender a dosificarte para aprender a estudiar bajo presión, también en lo que se refiere a tu optimismo. Aprende a valorar cada pequeño avance para no sentirte preso de la frustración.

4. No todo es hincar los codos

La oposición para diplomático no está pensada para que reclutar papagayos. No es que tengas que relajarte en la parte que se refiere a dominar el contenido, pero hay otras habilidades que son igual de importantes. En las exposiciones ante el Tribunal de la oposición se valora tanto tu memoria como tu capacidad de análisis y de comprensión.

5. Sé un buen competidor

Si vas con la idea de que hay amaños o que quienes te van a juzgar no está preparados para hacerlo, mal empiezas. Los Tribunales están compuestos de profesionales. Si lo haces bien, aprobarás. Es cierto que compites con la calidad de los demás aspirantes, pero los árbitros son imparciales.

A estos 5 consejos para preparar las oposiciones a la Carrera Diplomática puedes añadir todos los que son generales para cualquier otra convocatoria de empleo público. Pero, ¡si realmente lo quieres, está en tus manos conseguirlo!

Oposiciones a la Carrera Diplomática 2018

  • ¿Te ha servido de ayuda?
  • No