Cómo estudiar la oposición a Correos

Para poder trabajar en Correos, tienes que superar las pruebas de la oposición, ya que es una empresa de capital 100% público. Cuando Correos convoca unas oposiciones, la mayoría de las plazas que oferta son para puestos de personal de reparto y agentes de clasificación. Sin embargo, también puede convocar oposiciones para puestos de atención al cliente y personal administrativo.


En general, las oposiciones a Correos son parecidas al resto de oposiciones: se presenta la convocatoria, se realizan las solicitudes, se estudia la oposición y se realiza las diferentes pruebas. Tras las pruebas, quien consiga plaza podrá optar por elegir la ubicación geográfica. No obstante, a continuación te explicaremos cómo estudiar la oposición a correos y los aspectos que la caracterizan.

Consejos para aprobar las oposiciones de correos

Consejos para preparar la oposición a Correos

Para presentarse a unas oposiciones de Correos, los requisitos esenciales son como casi todas las oposiciones: ser mayor de edad, tener el título requerido, no estar trabajando para el organismo, etc.

Lo primero que has de tener en cuenta es que normalmente las oposiciones a Correos se realizan mediante el  concurso-oposición, en el que se realizan pruebas de conocimientos y un baremo de méritos y experiencias. Dependiendo del tipo de puesto al que se opte, el reparto de puntos en el proceso de selección será diferente:

  • Puestos de reparto no motorizado y agente de clasificación: la fase de prueba cuenta 30 puntos y  la fase de méritos 18 puntos.
  • Puestos de reparto motorizado y atención al cliente: 30 puntos en la fase de prueba y 21 puntos en la fase de méritos.

Una vez que tengas toda la información clara, deberás seguir algunos consejos para que puedas aprobar con nota las oposiciones:

  • La fase de prueba es eliminatoria, por lo que es esencial aprobarla y dedicarle el mayor tiempo de estudio.
  • La fase de prueba se divide en dos pruebas: la prueba común a todos los tipos de puestos y la prueba específica con contenidos específicos de cada puesto. Es importante que te asegures del temario específico para el puesto para no mezclar información.
  • Las pruebas son tipo test, por lo que es aconsejable realizar simulacros de exámenes cada vez que termines un tema, un bloque y todo el temario. Es la mejor forma de estudiar exámenes tipo test.
  • Lee atentamente todas las preguntas y no respondas hasta que te queden claras. Existen muchas preguntas trampas, como es usual en las pruebas de tipo test.
  • Para la fase de valoración de méritos, lee la convocatoria, reúne tus méritos y analiza si puedes realizar nuevos méritos para aumentar tu puntuación.
  • Los cursos de formación suelen valer 8 puntos como máximo. Piensa en realizar cursos relacionados con correos, como cursos de digitalización o cursos de paquetería. Toda la información sobre los cursos se encuentra en la convocatoria.

Siguiendo estos consejos y aplicando las técnicas de estudio para preparar las oposiciones, podrás obtener perfectamente la mejor nota.

Temario de la oposición a Correos

En la primera fase del concurso-oposición de Correos, la fase de prueba, se realizan dos pruebas de tipo test. El contenido de estas pruebas se basa en el temario de oposiciones que viene establecido por la convocatoria. Entre los conocimientos más importantes, podemos citar los siguientes:

  • Productos y servicios postales
  • Paquetería y e-Commerce
  • Digitalización
  • Los diferentes procesos: admisión, tratamiento, transporte y entrega
  • Diferentes herramientas para el trabajador
  • Las relaciones con el cliente
  • Aspectos sociales y éticos como la igualdad y violencia de género o la seguridad en la información.

Si estudias realizando simulacros de exámenes tipo test, analizas bien la convocatoria para no mezclar información e intentas subir tu puntuación por méritos, aprobar las oposiciones a Correos estará más que asegurado.