6 claves para hacer un proyecto de final de carrera exitoso

¿Tiemblas ante la idea de que se acerca el momento de hacer tu tesis o trabajo de fin de carrera? Lo primero, si te consuela es decirte que esa sensación la compartes con la mayoría de tus compañeros, que piensan que el TFG es la situación más complicada que van a afrontar en sus estudios. Por eso, hemos recopilado estas 6 claves para hacer un proyecto de final de carrera exitoso. ¡A ponerlas en práctica!

No pierdas de vista que el objetivo de este trabajo es demostrar que has asimilado los conocimientos que has ido adquiriendo durante la carrera. Esto ya debe servirte de estímulo porque si has llegado hasta aquí es porque dominas la materia. Con esta idea, la seguridad con la que lo abordas debería haber subido unos puntos. El resto de consejos vienen a reafirmarte en esa confianza.

Plan de trabajo para tu proyecto de final de carrera

Es comprensible que, verte cara a cara con tu primer trabajo de investigación serio, te genere dudas y temores. Planificar y organizar todo lo que implica este proyecto de fin de Grado es esencial para que triunfes. Ten en cuenta estos consejos:

1. Pon el contador a cero

Con esto queremos decir que te olvides de los mil y un tópicos que habrás estado escuchando. Las universidades tienen bien estructurado este asunto y te van a proporcionar las pautas necesarias para que entiendas bien qué esperan de ti. Un TFC no es una tesis doctoral, ni por extensión, ni por profundidad. Toma buena nota de la normativa y los consejos que te den los profesores.

2. No te precipites en la elección del tema

Eres libre de dedicar tu tiempo a profundizar en aquello que te llame más la atención. Eso sí, guíate por estos principios que recomiendan los expertos: que sea interesante (para no aburrirte), de actualidad (así aportarás más), que te abra oportunidades (de cara a lo que quieras hacer en el futuro, como elegir el MBA o posgrado perfecto para ti), delimitado (para no irte por las ramas) y comprueba que existan recursos bibliográficos suficientes para que haya fuentes dónde consultar.



3. Aprende del pasado

Consulta y revisa cuáles han sido los trabajos de fin de carrera de cursos anteriores y también los que se han presentado sobre temas similares al tuyo. Te servirá de orientación y, sobre todo, podrás evitar el peor de los enemigos de cualquier trabajo de investigación, el plagio.

4. Orden y planificación

Es decir, respeta las partes de un proyecto de final de carrera. Empieza por elaborar un índice provisional y otro de la bibliografía que puedes consultar. Teniendo en cuenta este esquema, haz un calendario de fechas para abordar cada parte. Por supuesto que es sólo orientativo, a medida que investigues puedes descubrir nuevos enfoques o aspectos que desconocías y que debes incorporar a tu trabajo.

5. Cuida la redacción

No te excuses en eso de que tú eres de ciencias. Por muy novedoso e interesante que sea tu trabajo, si no eres capaz de transmitirlo correctamente, nadie se va a enterar.

Algunos consejos básicos: originalidad (no puedes limitarte a citar las palabras de otros), usa tus propias palabras (no abuses de términos científicos o vocabulario que no dominas), limita la presencia de las abreviaturas y, por descontado, no cometas faltas de ortografía ni gramaticales.

Como principio fundamental debes redactar un texto que esté bien estructurado, sea comprensible y vaya al grano del asunto a tratar. ¡Quienes revisan estos trabajos huelen las divagaciones a la legua!

6. Seguridad en tus conclusiones

No olvides que se trata de dar respuestas a una hipótesis que has planteado al inicio del proyecto. Esta es la parte en la que se valora tu capacidad de razonamiento, tu madurez y si tienes criterio propio. ¡Imprescindible incluirlo dentro de las claves para hacer un proyecto de final de carrera exitoso!