¿Cuáles son las carreras universitarias más fáciles y difíciles de aprobar?

Al acabar Bachillerato y enfrentarse a la Selectividad, algunos estudiantes tienen bastante claro qué es lo que quieren estudiar cuando entren en la universidad. Otros, sin embargo, no lo tienen tan claro, y para elegir sus estudios reflexionan sobre las carreras universitarias más fáciles y difíciles aprobar. Se podría decir que las carreras de la rama de ciencias son más difíciles que las de humanidades y ciencias sociales, aunque esto es algo subjetivo, ya que cualquier carrera tiene su dificultad, pero coincide con la opinión de otros estudiantes y con los datos de algunas estadísticas que se han realizado.

Cosas que hacer el día de antes del examen de la oposición

Carreras universitarias más fáciles de aprobar

Las carreras universitarias de humanidades y ciencias sociales suelen tener notas de corte más bajas que la de ciencias, lo cual facilita su acceso a la universidad. Sin embargo, debes saber que una nota baja de corte no significa necesariamente que la carrera sea fácil, sino que existen muchas más plazas vacantes por cubrir.

Las carreras de humanidades y ciencias sociales precisan de un volumen de contenido menos denso y tienen menos horas de clase que las de ciencias, por lo que para los estudiantes que elijan alguna de estas carreras puede resultarles más fácil el aprendizaje de sus asignaturas y aprobar éstas. Como ejemplos de carreras fáciles de aprobar podemos mencionar Magisterio, Trabajo Social, ADE o Filología, aunque todo depende también de la Universidad que imparta la carrera.

Carreras universitarias más difíciles

Carreras universitarias más exigentes

Por lo general, las carreras universitarias más complicadas son las de ciencias, destacando Medicina, Física, las Ingenierías, Matemáticas, Arquitectura, etc., aunque hay algunas excepciones de carreras de la rama de humanidades que pueden incluirse aquí.



Esto se debe a que el contenido que se estudia es más complejo de comprender y el volumen de contenido es bastante más extenso, lo cual puede dificultar el aprendizaje de los alumnos que eligen la carrera. Además, en estas carreras, a diferencia de otras de humanidades, tienen más horas de clase pues se realizan prácticas en laboratorios o en otros centros, lo que implica mayor tiempo de estudio, plena dedicación a la carrera y menos tiempo libre.

Algunas carreras de ciencias, como los estudios de Farmacia, son más largas (duran más de 4 años). Por otro lado, otra dificultad añadida a estas carreras es la nota de corte. En España, la carrera de Medicina en la mayoría de las universidades tiene la nota de corte más alta, por lo que hace más difícil la vía de acceso a la universidad a los estudiantes que quieran estudiar esta carrera.

Mejores profesores particulares de oposiciones

Como puedes ver, estas son las carreras más fáciles y más difíciles de aprobar. Los datos, como hemos mencionado, son subjetivos. Puede que haya carreras más exigentes que otras, pero todas tienen su dificultad. Cada persona es diferente y tiene aptitudes y capacidades en unas cosas o en otras. Si a un estudiante se le dan bien las matemáticas y los números, ¿por qué no va a elegir una carrera de ciencias por muchas exigencias y dificultades que tenga? Y lo mismo pasa con los estudiantes que tienen otras aptitudes, por ejemplo, para memorizar contenidos.

Por otro lado, también es importante la motivación. Los resultados académicos de un estudiante no dependerán solo del esfuerzo y el tiempo que haya dedicado en estudiar ciertas materias, también dependerán de la motivación que tenga por esa carrera. Si un estudiante tiene vocación por una carrera, por muy difícil que sea, pondrá todo su esfuerzo en estudiarla. Así que, si tú aún no tienes claro qué carrera quieres estudiar, puedes fijarte en las carreras que son más fáciles, pero también debes tener en cuenta tus preferencias, tus gustos y tus capacidades.