Cómo conseguir la traducción jurada de un título académico

Hoy en día existe una alta demanda de la traducción jurada de títulos académicos. Esto se debe a la gran movilidad entre países por parte de los estudiantes. Los organismos públicos como universidades o ministerios exigen presentar el título a fin de corroborar los estudios cursados, pero no es suficiente con presentar nuestro título en español, sino que se precisará la traducción del mismo. En este artículo resolveremos tus dudas sobre cómo conseguir la traducción jurada de un título académico. ¿Preparado/a?

Pasos para solicitar la traducción jurada de un título universitario

Para solicitar la traducción jurada de un título universitario, lo primero que debes hacer es informarte de todos los documentos que se te exigen en el país de destino (suponemos que querrás la traducción a fin de algo). No sin antes legalizar tus documentos originales en español. ¿Cómo se hace esto? Te preguntarás.

Hay que dejar claro que ambos procedimientos son gratuitos y no necesitas cita previa. Primero, debes acudir al Ministerio de Educación. Legalizarán la firma que figura en el certificado a traducir. Tras esto, ve al Ministerio de Justicia. Allí, añadirán una apostilla (documento que certifica la autenticidad de las firmas que aparecen en el original, a fin de que sea reconocido en el extranjero, pero solo para países que formen parte del convenio de La Haya). Después de esto, deberás mandar el original al traductor que vaya a realizar la traducción.



Te informamos de que, ES MUY IMPORTANTE que, después de tener la traducción del título, tienes que legalizarla. Para este proceso (también gratuito) sí que tendrás que pedir cita previa en el MAEC, a fin de que se reconozcan la firma y el sello del traductor jurado y, así, te acepten la traducción en el extranjero. Deberás presentar el original junto con la traducción. Si no llevas a cabo estos tres trámites, lo tienes complicado.

¿Dónde puedo traducir mi título universitario?

Para que la traducción sea válida, elijas el método que elijas, el traductor e intérprete debe formar parte de la lista actualizada de traductores e intérpretes jurados que publica el MAEC. La traducción debe incluir el sello del traductor e intérprete y el contenido de la traducción debe coincidir en su totalidad con el documento original.

Para la traducción de tu título universitario deberás recurrir a los servicios de un traductor jurado nombrado por el MAEC. Para ello, podrás encontrar empresas que cuenten con la figura de estos traductores o hacerte con el contacto de alguno que trabaje como autónomo. No olvides asegurarte de que estás hablando con un traductor e intérprete jurado nombrado por el MAEC, porque de lo contrario, la traducción de tu título académico no tendrá ninguna validez legal.

Por lo general hay muchas agencias de traducción que realizan este tipo de servicios, como son Translinguo Global, Ibidem, Mondo, Dixit; entre muchas otras.

Precio de la traducción jurada de un título universitario

El sistema de precios puede variar de una opción a otra. Podrías encontrar un precio establecido por X céntimos la palabra o, al ser un documento que no cuenta con muchas palabras, como lo son los títulos académicos, una tarifa estándar. El precio también podría variar en función de la dificultad del texto y el idioma: no pagarás lo mismo por traducir tu título académico al inglés que al árabe o al chino, por ejemplo. En todo caso, no podemos ofrecerte un precio exacto de cuánto te costará la traducción de tu título académico. Infórmate sobre las distintas tarifas en empresas y autónomos y elige la que más se ajuste a tu presupuesto.

Esperamos haberte ayudado con este artículo sobre cómo conseguir la traducción jurada de un título académico. No olvides las pautas obligatorias que deberás seguir para este proceso.