¿Qué estudiar para ser notario?

Los notarios/as son funcionarios públicos del Estado encargados de proporcionar la seguridad jurídica pertinente a los ciudadanos, así como de ejercer la carrera de Derecho en régimen de competencia. Si tu objetivo es desempeñar este cargo y no sabes qué estudiar para ser notario, te recomendamos que sigas leyendo y descubras qué oposiciones debes superar para trabajar como notario público en el futuro.



Oposiciones Notarías

¿Qué carrera debo estudiar para ser notario?

En efecto, estudiar una carrera universitaria es el primer paso para presentarse a unas oposiciones para notario. Pero no una carrera cualquiera: la Licenciatura o Grado en Derecho es imprescindible para acceder a esta opción laboral. Para ser notario o notaria es necesario, además, aprobar las oposiciones a Notarías correspondientes.

¿Quién puede presentarse a unas Oposiciones a Notarías?

Como ya hemos adelantado, estudiar la carrera de Derecho es uno de los requisitos indispensables para ser notario, pero no el único. Sigue leyendo y descubre qué se necesita para estudiar unas Oposiciones a Notarías. ¿Cumples todos los requisitos?

  • Ser Doctor, Licenciado o Graduado en Derecho y contar con el título correspondiente
  • Ser mayor de edad
  • Ser de nacionalidad española o de cualquier otro país miembro de la Comunidad Europea
  • En el caso de pertenecer a un país miembro de la Comunidad Europea, debes contar con la homologación correspondiente de la carrera de Derecho
  • Carecer de antecedentes penales por falsedad en documento público o incapacidad para el desempeño de la profesión

Pruebas de las Oposiciones a Notarías

Si cumples todos los requisitos para presentarte a unas oposiciones para ser notario, no dudes en consultar los diferentes ejercicios que conforman la prueba:

  • Primer ejercicio: Contestar verbalmente, en un tiempo máximo de sesenta minutos, a cuatro temas relacionados con Derecho Civil Español, Común y Foral, así como de legislación Fiscal.
  • Segundo ejercicio: Contestar verbalmente, en un tiempo máximo de sesenta minutos, a seis temas: dos de Derecho Mercantil, dos de Derecho Hipotecario, uno de Derecho Notarial y un último de Derecho Procesal o Administrativo.
  • Tercer ejercicio: Redactar, en un tiempo máximo de seis horas, un dictamen sobre Derecho Civil Español, Común y Foral, Derecho Mercantil o Derecho Hipotecario o Notarial.
  • Cuarto ejercicio: Prueba dividida en dos partes, en la que tendrás que redactar una escritura o documento notarial (primera prueba) y resolver un supuesto de contabilidad (segunda prueba)