Empleados públicos: sistemas de selección

Los sistemas de selección para acceder a empleo público más habituales son:

  • Oposición. Consiste en la realización de una o más pruebas para determinar la capacidad y la aptitud de los aspirantes, fijando su orden en función de la puntuación obtenida.
  • Concurso. Tiene por objeto evaluar los méritos de los aspirantes al puesto según la baremación establecida, que fija su orden de puntuación.
  • Concurso-oposición. Es un sistema mixto en el que se combinan los dos anteriores.